Caso evidencia vacíos de seguridad en CEFEREPSI

DULCE VALDEPEÑA / 30 de septiembre del 2018.- Un solo punto de acceso al comedor, objetos con que se pudo obstruir una puerta y usarse como instrumentos para una riña entre internos: Eleuterio “N” quien perdió la vida el pasado 21 de agosto del 2017 al interior del Centro Federal de Rehabilitación Psicosocial (CEFEREPSI).

De acuerdo a la causa penal JCC/088/2018, cinco personas están involucradas en una agresión que provocó heridas fatales a la víctima de las que, hasta el momento, sólo Aldo “N” y José Cristian “N” fueron vinculados a proceso por homicidio culposo.

El diagnóstico Nacional de Supervisión Penitenciaria del 2017 que realizó la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) comprobó deficiencias en los aspectos que garantizan la integridad personal de los internos, en las condiciones de gobernabilidad y en la reinserción social del interno.

La supervisión concluyó que existen deficiencias en los servicios de salud, en las vías para la remisión de quejas de probables violaciones a los derechos humanos, deficientes condiciones de materiales e higiene de instalaciones para alojar a las personas privadas de la libertad así como insuficiencia de personal de seguridad y custodia, deficiente separación entre procesados y sentenciados.

La copia certificada del acta de defunción 01023 informó que la causa de muerte fue una hemorragia cerebral aguda consecutivo a un traumatismo cráneo-encefálico severo. El levantamiento del cuerpo se registró en el Hospital General horas después de la agresión a quien también se conoció como “Solache”.

Las 18 horas con 17 minutos fue el horario que en las cámaras de seguridad se registró como el momento de la agresión en la que un juez de control observó intenciones de los involucrados para participar en una ejecución compartida.

Se determinó un plazo de dos meses para realizar la investigación judicializada y será en un juicio oral en que se pueda acreditar la responsabilidad de los otros tres internos involucrados.

De acuerdo al artículo 414 del Código Nacional de Procedimientos Penales referente al procedimiento para personas inimputables, en los casos en que se encuentre retenida, el Ministerio Público deberá aplicar ajustes razonables para evitar mayor grado de vulnerabilidad y el respeto a su integridad personal. Para tales efectos, estará en posibilidad de solicitar la práctica de aquellos peritajes que permitan determinar el tipo de inimputabilidad así como si ésta es permanente o transitoria y, si es posible definir si fue provocada por el propio retenido.

Fue el director del CEFEREPSI, Carlos Delgado Camacho quien presentó la denuncia de hechos ante la Fiscalía General del Estado. En la solicitud de amparo 637/2017 el que acreditó que “el quejoso se encontraba recibiendo el medicamento prescrito, así mismo informó que se realizo un ajuste a su tratamiento en la dosis y fármaco, esto debido a su evolución y sintomatología por lo que hasta el 18 de agosto del 2017, se encontraba bajo tratamiento por diagnóstico de trastorno psicótico debido a daño orgánico cerebral con predominio de alucinaciones”.

TE PUEDE INTERESAR:

https://spcnoticias.com/2017/07/27/enfermos-mentales-para-amenazar-historia-del-hostigamiento-laboral-al-interior-del-ceferepsi/

https://spcnoticias.com/2017/08/10/es-ceferepsi-una-carcel-de-lujo/

https://spcnoticias.com/2018/01/10/los-inimputables-del-sistema-penitenciario-mexicano/

https://spcnoticias.com/2018/01/05/se-equivocan-de-carcel-para-ex-gobernador-en-morelos/

Anuncios