Andrés Manuel; El presidente “FiFí, entre el Amor y el Odio

AMLO


La falta de resultados en los inicios de la administración del ahora presidente de México Andrés Manuel López Obrador y las decepciones que ha causado entre sus muchos seguidores o AMLover´s han terminado por situarlo entre el amor de quienes aún logran convencerse a si mismos de que todo lo que hace este mesías de la democracia, es parte de algún plan maestro para acabar con la corrupción y el odio de todos a los que ha logrado decepcionar con sus discursos encontrados en los que primero defiende a un pueblo oprimido y necesitado de justicia para luego descalificarlo con argumentos absurdos como el de “Izquierda Radical” a esa que él mismo perteneció por tres periodos presidenciales.

La diferencia entre saber gobernar y creer que se sabe es muy grande, quizá a Andrés Manuel en una de sus conocidas confusiones, en lugar de leer “El príncipe” de Nicolás Maquiavelo, centró su atención en el texto infantil “El principito”, quizá eso explicaría muchas cosas.

En poco más de 100 días, Andrés Manuel ya dejó ver su lado flaco para manejar la política internacional y la nacional, ya que mientras pronunciaba esos discursos “radicales” desde la izquierda que ahora le causa repugnancia al afirmar que, la termoeléctrica de Huexca era “una ofensa para el pueblo de Morelos“, fue necesaria la visita del presidente de España Pedro Sánchez Pérez-Castrejón para recordarle de manera sutil que “puede” afectar inversiones y cancelar proyectos, siempre que NO sean  Españoles.

Es necesario dejar en claro que las visitas que han hecho los mandatarios españoles o la realeza, jamás han sido fortuitas y mucho menos para ver cómo andan las cosas a l otro lado del océano, ya que estas ocurren siempre que los intereses de esta nación se encuentran en peligro, pueden ser conflictos en minas de metales preciosos que son de su propiedad, inversiones en empresas públicas, termoeléctricas, etc. Las cuales han sido resueltas ipsofacto para que en el viejo mundo no exista preocupación.

La política interna ha terminado por ser completamente desastrosa ya que el único compromiso que ha podido cumplir es el de dar marcha atrás al NAIM, ya que no bajó el precio de la gasolina desde el primer día como prometió, los huachicoleros mejor se murieron en el IMSS como resultado de sus heridas, porque hasta ahora ningún civil ha sido juzgado por este hecho delictivo, convirtiendo a las fuerzas federales y castrenses en un chiste ya que su función, más que para resguardar los ductos, es meramente contemplativa. De los indices de seguridad y la ola de violencia que azota al país, opinar sería redundar.

Es curioso que el titular del ejecutivo haya olvidado tan pronto que él viene de una izquierda resentida que le negó una candidatura a la presidencia de la república y que en consecuencia, luego de hacer un buen berrinche fundara el partido MORENA, evocando a personajes como Madero y los hermanos Serdán y ahora utilice el término de “Izquierda radical” como medio de des calificación hacia todo el que no opine como él.

Antes de la elecciones no había “Izquierdoso” más radical que él, criticando y cuestionando todo lo que hacían y dejaban de hacer los que le arrebataron la presidencia. Sus cambios de humor y las malas amistades que ha elegido para gobernar, le han llevado a romper el corazón de muchos de sus seguidores llevándonos a una pregunta ¿cuánto va a durar su popularidad?